El regalo de ‘El Tarangu’ a Eusebio Vélez

Poco aficionados al ciclismo de verdad pueden olvidar la apasionante Vuelta a España de 1974 que se disputaron a cara de perro José Manuel Fuente ‘El Tarangu’ y Ocaña. Durante aquella prueba nuestro fundador Eusebio Velez fue director deportivo de ‘El Tarangu’ y, al término de una de las etapas más épicas, el ciclista quiso regalarle el maillot. Aun lo conservamos en nuestras oficinas con las manchas de sangre de la caída que sufrió aquel día.

Como muchos ciclistas de su generación, José Manuel Fuente ‘El Tarangu’ provenía de una familia humilde. Nacido en Oviedo, comenzó a andar en bicicleta a los 14 años. Lo que al principio era una diversión, pronto empezó a tomar un cariz más deportivo.  Motivado por nombres como Anquetil y Bahamontes, sus ídolos de aquel momento, Fuente no dudó en participar en pruebas ciclistas de sus alrededores junto a sus amigos. Gracias a sus buenos resultados enseguida fichó por el Werner y, posteriormente, por el Karpy. Con esta escuadra corrió su primera Vuelta a España y consiguió el Maillot Tigre, el cual se otorgaba al primer clasificado neoprofesional.

Un año después, Fuente debutó en el equipo KAS como profesional de pleno derecho. Desde entonces, se convirtió en una habitual de las carreras más destacadas logrando importantes victorias: dos Vueltas a España, dos etapas del Tour, dos del Giro…. Escalador nato, ‘El Tarangu’ atacaba en todo momento sin importarle si al lado tuviera a Merckxx, Ocaña o Gimondi. Por esta razón, durante toda su carrera como ciclista el asturiano contó con el apoyo y admiración del público.

Uno de los capítulos más recordados de su carrera profesional fue la Vuelta a España de 1974 disputada codo a codo contra su gran rival: Ocaña. Pese a sufrir varías caídas a lo largo de la misma, fue el asturiano quien se llevó el gato al agua. Una de esas caídas ocurrió en el País Vasco, en la penúltima etapa de la prueba. Vestido de líder, Fuente descendía hacia Eibar junto a Ocaña con tan mala suerte que se enredaron y cayeron. ‘El Tarangu’ se llevó la peor parte, con fuerte cortes en la cabeza que le cubrieron la cara de sangre. Pese a todo, el rudo ciclista tuvo el valor y el aplomo para subirse en la bicicleta y seguir.  Hecho un cuadro, Fuente subió de forma heroica Arrate y, finalmente, solo cedió 14”.

Al término de aquella épica etapa, el ciclista asturiano quiso regalar el maillot a su director deportivo Eusebio Vélez. Muy agradecido, nuestro fundador lo ha guardado con orgullo todos estos años y por eso, a día de hoy, aun lo conservamos en nuestras instalaciones. 

 

Foto: jmfuente.es